There´s no recipe for us, so we´ll have to improvise

martes, 22 de febrero de 2011

Fideuà para "El Senyoret"

Me encanta la fideuà de esta manera, para los señoritos, sin tener que mancharme las manos mientras como. Como siempre pasa con los platos de pescado, arroces, fideos, calderetas, lo más importante es hacerse con un buen fumet de pescado. Si lo tienes, seguro que triunfas.



INGREDIENTES:

6 Gambones
6 gambas ralladas
1 sepia
Morralla para caldo
1 hueso de rape
2 tazas de Fideos del nº4
1 cebolla
2 c/s de salsa de tomate.
Colorante alimentario
Aceite
Sal.

PREPARACIÓN:
Pelamos los gambones y las gambas, limpiamos la sepia y le quitamos las patas y las aletas, reservamos por separado la carne y las cáscaras que nos servirán para el caldo.

Prepararemos el caldo, para ello en una olla colocamos la morralla y el hueso de rape, las cáscaras de gamba y las aletas y las patas de la sepia, añadimos agua hasta cubrir, echamos un poquito de sal y ponemos a hervir. Cuando comience a hervir vamos desespumando bien para eliminar todas las impurezas. Cocemos durante 20 minutos, desespumando mientras sea necesario.

Picamos la cebolla muy finamente. En una cazuela amplia o paella, echamos un generoso chorro de aceite. Cuando esté a la temperatura adecuada, añadimos la cebolla y sofreimos bien. Echamos una pizquita de sal para ayudar a que sude.
Cuando la cebolla esté bien dorada, añadimos el marisco y freímos bien.

Una vez esté bien frito añadimos las dos cucharadas de salsa de tomate y dejamos reducir. Finalmente añadimos los fideos, los removemos bien para que se impregnen del sabor del sofrito.

Echamos el colorante y añadimos el caldo poco a poco, siempre colandolo previamente, dejaremos que los fideos absorban bien el caldo antes de añadirle la otra tanda. Así nos aseguraremos que los fideos estén en su punto ni muy cocidos ni muy "al dente". Rectificamos de sal siempre que sea necesario, hay que recordar que el caldo lleva su sal, por lo que hay que tener cuidado con la sal que se va añadiendo con el sofrito.

Una vez los fideos estén en su punto, dejamos reposar ya fuera del fuego 5 minutos más.
Servir y disfrutar.